CCOO alerta de que las empresas navarras no están preparadas para cumplir con las leyes de igualdad

  • Para este mes 123 empresas de más de 150 personas en plantilla deberán tener un Plan de Igualdad, algo que actualmente solo cumple el 8%.
  • El sindicato indica que a pesar de las leyes de igualdad la brecha de género se ha minorado solo en 377 euros desde el 2008.
  • Las mujeres cobran un 26% menos de salario y un 38% menos de pensión.

06/03/2020.
Concentración en Pamplona

Concentración en Pamplona

CCOO, en el marco de la movilización del 8M, ha alertado de que para marzo las 123 empresas de más de 150 personas en plantilla deberán disponer de un Plan de Igualdad, de este tamaño de empresas hoy únicamente disponen de un plan de este tipo el 8%. Por lo que habrá muchas empresas que no cumplan la ley de igualdad estatal en este aspecto. Por eso, exigimos al empresariado de Navarra un mayor compromiso para activar los planes de igualdad en todas las empresas que por ley deben contar con ellos.

El sindicato además ha denunciado que desde el 2008 la brecha de género únicamente se ha minorado un 4%, 377 euros, a pesar de la creciente concienciación social y los esfuerzos institucionales y legislativos. Todo ello indica, según el sindicato, que las medidas puestas en marcha hasta ahora son insuficientes.

En ese sentido, CCOO ha denunciado que se está dando una cronificación de la desigualdad de las trabajadoras en el mercado de laboral. Más del 40% de los contratos que firman las mujeres son para 7 días o menos.

Tal y como ha constatado CCOO, la mujer sufre al menos hasta seis tipos de brechas de género: brecha en el paro, en actividad, en temporalidad, en parcialidad, en salarios y finalmente en la pensión.

El sindicato ha subrayado que las mujeres tienen un 10,2% de paro, mientras que los hombres tienen un 8,12%. Si se analiza la tasa de actividad, la diferencia entre hombres y mujeres es de 9 puntos.

CCOO ha opinado que resulta determinante para los salarios y las pensiones la gran diferencia que también existe en temporalidad y parcialidad. Las mujeres sufren un 28,5% de temporalidad y una brecha de 4,3 puntos respecto a los hombres.

En el caso de la tasa de parcialidad la situación es aún peor, ya que el 24,9% de las mujeres trabajan con una jornada parcial, pero solo el 7,7% de los hombres lo hacen en esa modalidad. De hecho, el 45% de las mujeres navarras que trabajan a jornada parcial desean tener una jornada completa.

Todo ello, provoca que las mujeres cobren 7.800 euros menos, un 26%. De media, el salario de un hombre fue de 29.699 euros, mientras que el de una mujer fue de 21.898.

Es en los contratos temporales donde más sube la brecha salarial entre mujeres y hombres, produciéndose así un efecto doblemente negativo; las mujeres son quienes más contratos temporales firman y a la vez cobran cada día menos respecto a los hombres, también cuando el contrato es temporal.

CCOO además ha estudiado la parcialidad que se produce en la edad anterior a la jubilación, y en este aspecto los datos también son negativos para las mujeres. Las mujeres de 50 a 64 años tienen una tasa de parcialidad del 21,3%, mientras que los trabajadores de la misma edad tienen una tasa de parcialidad únicamente del 3,3%.

Incluso el peso de las mujeres en la industria ha bajado desde la época anterior de la crisis, hoy las mujeres que trabajan en la industria representan el 13,3, tres puntos menos que en 2008. Y ello afecta a la brecha salarial, porque los salarios más altos se concentran en la industria.

Así pues la brecha salarial, la brecha en temporalidad y la brecha en parcialidad se perpetúa a lo largo de la vida laboral de la mujer, e incluso llega al momento de la jubilación. Todo ello provoca que una mujer cobre de pensión 539 euros menos que los hombres, un 38%. Si una mujer cobra de media una pensión de 875 euros, un hombre cobra 1.414. Navarra es la tercera comunidad con mayor brecha de género en pensiones.

Es destacable además que la mujer accede al mercado laboral con un nivel de formación superior al del hombre: en la etapa de educación secundaria y terciaria hay más mujeres tanto en números absolutos como en términos relativos. Esta realidad hace que en estos tramos la tasa de desempleo se suavice, pero no elimina la discriminación que sufren las mujeres. La tasa de paro golpea más a la mujer y en especial a la mujer joven y sin estudios.

La mujer tiene que salvar resistencias constantemente ya que ni el nivel de formación, ni la rama de estudios que haya elegido sirven para superar las barreras que le impone la sociedad por el simple hecho de ser mujer. En un mercado de trabajo machista y estigmatizado, el paro es mayor para aquellas que han optado por estudios tradicionalmente masculinizados. Con datos a nivel estatal, las mujeres que realizan estudios relacionados con la mecánica, electrónica, la industria y otra formación técnica presentan una tasa de paro del 14,46 % frente al 8,7 % de los hombres.

Para enfrentar esta enorme desigualdad que se da también en el mundo laboral y en pensiones, CCOO propone:

La adopción de diferentes regulaciones que garanticen la igualdad de trato y de oportunidades en el acceso al empleo, en la formación y en la promoción profesional, y en las condiciones de trabajo en las empresas de Navarra.

Promover que el empleo sea un ámbito donde mujeres y hombres se desarrollen profesionalmente en iguales condiciones de capacidad y oportunidad.

Eliminar los obstáculos que se oponen a la igualdad real o de hecho entre mujeres y hombres dentro de las empresas de Navarra, para incidir en el progresivo cierre de la brecha de género y la eliminación del techo de cristal.

Atender a las poblaciones rurales en materia de igualdad de género, ya que hay una brecha importante entre las desigualdades y desequilibrios que sufren las mujeres en el entorno rural respecto a las mujeres de ámbitos urbanos.

Políticas activas de empleo para mujeres desempleadas con itinerarios personalizados en orientación, formación y recualificación profesional.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.